Índice

Más allá de Windows Server 2012 R2 y Windows 8.1

En el momento de escribir estas líneas, existe poca información disponible sobre las próximas versiones de Windows 8.1 y Windows Server 2012 R2.

No nos arriesgaremos a especular acerca del nombre de la futura versión de Windows Server aunque, probablemente, Microsoft busque un cambio en la forma en que ponen a disposición de los usuarios las nuevas versiones y sus funcionalidades claves, con el objetivo de ofrecer actualizaciones de roles como Hyper-V y otros fuera de los ciclos clásicos de publicación de software.

Este enfoque, mucho más modular, tiene la ventaja de que desvincula al sistema operativo de las funcionalidades propuestas. Esto aportará una mejor reactividad y adaptación a los cambios para las empresas que ya no estarán obligadas a estudiar el impacto ligado a una migración de todo el OS sino, únicamente, del módulo que se desea actualizar.

Por supuesto, esta información se ofrece con todas las reservas y es posible cualquier enfoque cuando se trata de nuevos desarrollos y una adaptación al mercado.