Índice

Introducción

Este capítulo nos permitirá demostrar que es sencillo encriptar los archivos del equipo local o de red de un usuario sin su consentimiento. Si un usuario tiene el permiso de modificar un documento, tiene, en cualquier caso, el permiso de encriptarlo. El encriptado se utiliza normalmente para proteger un archivo, pero permite así mismo impedir que un usuario pueda abrir o leer correctamente el archivo si no posee la clave que permite desencriptarlo. Un cryptoware es la variante más temible de los ransomwares. Un ransomware clásico impedirá el acceso al sistema operativo y a los archivos, pero sin encriptarlos. Es por lo tanto relativamente simple recuperar sus datos, hasta recuperar el acceso al sistema operativo sin tener que reinstalarlo.