Servidor DNS DNS

1. Presentación

El sistema de Nombres de Dominios DNS (Domain Name System) transforma los nombres de anfitrión en direcciones IP: es la resolución de nombre y transforma las direcciones IP en nombres de anfitrión: es la resolución inversa. Permite agrupar las máquinas por dominios de nombre. Facilita información de encaminamiento y correo electrónico.

El DNS permite referirse a sistemas basados en IP (los anfitriones) empleando nombres amenos (los nombres de dominios). El interés de un DNS es obvio. Los nombres de dominio son más fáciles de recordar y, si su dirección IP cambia, el usuario no se da cuenta. Por lo tanto, se entiende que el DNS es un servicio fundamental para Internet.

Los nombres de dominio van separados por puntos. Como cada elemento se puede componer de 63 caracteres, sólo puede haber un máximo de 127 elementos y el nombre completo no debe superar los 255 caracteres. El nombre completo no abreviado se llama FQDN (Fully Qualified Domain Name). En un FQDN, el elemento más a la derecha se llama TLD (Top Level Domain), el más a la izquierda representa al anfitrión y, por tanto, la dirección IP.

El DNS contiene una configuración especial para los enrutadores de correo electrónico (definiciones MX) que permiten una resolución inversa, un factor de prioridad y tolerancia a errores.

images/cet07-02.png

Representación de un árbol DNS

Una zona es una parte de un dominio gestionado por un servidor...

Si desea saber más, le proponemos el siguiente libro:
couv_RIT62LINA.png
60-signet.svg
Versión impresa
20-ecran_lettre.svg
Versión online
41-logo_abonnement.svg
En ilimitado con la suscripción ENI
130-boutique.svg
En la tienda oficial de ENI
Anterior
Configurar un servidor DHCP
Siguiente
Correo electrónico