Índice

Introducción

Para una empresa, la continuidad y la reanudación de las actividades profesionales debe ser más que una de las mejores prácticas.

Un plan de continuidad asegura que la empresa tiene la posibilidad de proseguir sus actividades esenciales entre una gran variedad de situaciones que podrían interrumpir las operaciones normales.

La alta disponibilidad, presentada en un capítulo anterior, es un elemento esencial para la mayoría de los planes de continuidad de la actividad de negocio, ya que permite desplegar soluciones de protección de los sistemas y datos.

Un plan de recuperación de desastres, también conocido como plan de rescate informático, asegura que la empresa tiene la posibilidad de reanudar sus actividades esenciales en caso de una situación grave.

Por esto resulta importante la preparación de la reconstrucción del sistema de información, en caso de acontecimientos graves.